La humanidad infértil: 2045

humanidad infértil

¿Humanidad infértil? Actualmente la capacidad para lograr un embarazo ha disminuido, de igual forma la tasa de fecundidad, que es el número de hijos que se engendran por persona, estas cifras son a nivel mundial, aunque pueden existir variaciones entre las distintas naciones. Al menos en la mitad de los países del mundo el número de niños no son suficientes para mantener el tamaño de una población. 

En el 2017 se comenzó con diferentes estudios en donde se determinó que de 1970 a la fecha, el recuento de espermatozoides en varones se redujo un 50%, de acuerdo con la OMS en el mundo hay cerca de 186 millones de personas que padecen infertilidad y se plantea que esta cifra continuará aumentando en los próximos años por lo que para el 2045 sería probable una humanidad infértil

 

Razones de la humanidad infértil

Es cierto que posponer la llegada de los hijos es uno de los factores principales, la realidad es que no es el único; de acuerdo con el estudio ambiental realizado, se determinó que entre los principales factores que contribuyen a la infertilidad son la mala alimentación, estrés, consumo de drogas y otros malos hábitos, pero principalmente se relaciona con los altos niveles de contaminación a los que actualmente nos sometemos. 

En las grandes urbes la fertilidad se ha reducido y el número de pérdidas recurrentes son más comunes, aunque el problema se enfoca en las mujeres los hombres también han podido sentirlo ya que se ha registrado un menor conteo de espermas debido a agentes como pesticidas, insecticidas, ingredientes en cosméticos y plásticos como los son los BPA. Todos estos contaminantes, dañan el organismo, trastornando el sistema endócrino, comportándose como hormonas, afectando directamente la fertilidad a nivel mundial.

De igual forma, estas sustancias tóxicas afectan los embarazos incidiendo en su salud pudiendo generar distintas anomalías, por su parte, los hombres se  ven afectados por problemas de erección, disminución de espermatozoides y calidad, pérdida de testosterona, trastornos sexuales, cáncer de próstata o testicular. Las mujeres sufren cada vez más abortos recurrentes, cáncer, partos prematuros, entre otros problemas. 

 

Otros factores para una humanidad infértil

El tipo de alimentación que llevamos es otra de las razones por las que la infertilidad ha aumentado, las sustancias y químicos contenidos en la comida procesada influyen y cambian nuestro organismo. Son pocas las personas que cuentan con tiempo para preparar su comida por lo que el sobrepeso y obesidad es vista como epidemia que afecta crónicamente a nuestras células reproductivas. La comida tiene muchos tóxicos, el riego ya no es como antes, los micronutrientes no tienen los niveles óptimos promoviendo el estrés oxidativo. Por tanto, el factor ambiental es muy importante, incluso hay algunos estudios que señalan que daña y modifica el ADN.